Donde siempre

Nuestra infinita y proustiana búsqueda de la tortilla perdida nos lleva a husmear hasta en los más recónditos lugares de Santander. A lo mejor os suena exagerado, pero, para el comando perolero asignado a esta misión, tan STV que piensa que Santander acaba en Cuatro Caminos, ir hasta Cueto -lo llaman Valdenoja y no lo es, que así lo dice bien bonito el famoso cartel de la rotonda- es como una excursión. Así, confiados por el pretendido oráculo de Delfos de la gastronomía autóctona, nos presentamos a desayunar con notable hambre en este local un poco oculto entre los soportales.

Quizá nos acercamos a una hora muy temprana para la zona, pero no estaban ni montadas las mesas de la terraza, y tampoco veíamos a nadie en la barra. Así que tras hacer los ruiditos de rigor con sillas y periódico -detalle vintage, tienen el Alerta-, conseguimos nuestro pincho, en este caso, cubierto de alioli, paleta ibérica y setas, que tantos elogios concitó entre algunos.

Desglosemos el pincho por capas. La cobertura no está mal, pues la paleta sabe a algo, el alioli no está a una potencia atómica y las setas cumplen, aunque, quizá aporte demasiada sal al conjunto de la tortilla. Nos gusta la costumbre santanderina de untar la tortilla, pero creemos que, parafraseando a Guillermo de Occam, en igualdad de condiciones, la cobertura más sencilla suele ser la correcta. Traducido: no cambiamos esta o las mil que ofrece el Quebec por las clásicas y equilibradas de jamón y queso o bonito. La tortilla, en sí misma, es correcta, pero tampoco es una locura: jugosa y bien oficiada, pero sin nada que nos haga pensar en que merece la pena ir hasta allí de vez en cuando para repetir, algo que sí nos pasa, por ejemplo, con la vecina de Pizza Jardín.

como_siempre_tortilla

En resumen, una tortilla más que decente, pero claramente un escalón por debajo de nuestras favoritas. A su favor, un café bastante digno, servido a una temperatura apta para el consumo humano, y un precio bastante ajustado, por debajo de la media de nuestra ciudad.

Os dejamos su Facebook.

Dirección: Calle Valdenoja 33. Santander.

Cantidad: La ración recomendada para empezar el día.
Calidad: Bien, pero sin pasarnos.
Presentación: Corriente.
Servicio: Amables y rápidos cuando les llamamos.
Precio: 2,30 pincho más café. Por debajo de la media.
Anuncios

Dinos algo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s